Krinégrafo presenta. Un nuevo espacio para ver y analizar cine

En años recientes han aparecido diferentes espacios de difusión de películas que se suman a los más antiguos como el Cine Universitario y la Alianza Francesa, que llevan más de 30 y 10 años respectivamente. Otros más jóvenes, pero ya consolidados son el Club Magaly y Preámbulo del Centro de Cine. Sin embargo, el boom de espacios se ha expandido a otras provincias, todos con alguna identidad que les caracteriza y que se evidencia en el tipo de filmes que exhiben.

 

El equipo de Krinégrafo ha venido trabajando en diferentes facetas en estos colectivos, sea como encargados, programadores o foristas, principalmente, pero a partir de setiembre del 2018 iniciaremos un nuevo proyecto, que se llamará Krinégrafo presenta y para lo cual nos unimos a la mítica Sala Garbo, la primera sala de cine independiente del país y que ha vuelto a la actividad tras pasar un período cerrada.

 

Surge entonces la pregunta, ¿por qué otro espacio más? E incluso, ¿en qué se diferencia del resto?

 

Las respuestas las encontrarán cada mes con nuestra programación, ya que nuestro objetivo es salirnos del lugar común del tipo de cine que se presenta habitualmente, que gira en torno a clásicos que se exhiben siempre y aunque son muy buenos, se limitan a reciclarse, y filmes que son más para un público de nicho, que atraen a cinéfilos, pero que son apuestas seguras porque resultan familiares por los directores o los temas. En cambio, Krinégrafo propondrá cinematografías de diferentes partes del mundo, en una búsqueda por diversificar la cultura cinematográfica del país y establecer diálogos entre las películas y el público.

 

Esta propuesta también viene acompañada de la importancia del rescate de un espacio que le ha dado tanto a la cultura del país como lo es la Sala Garbo, cine emblemático que inició operaciones a finales de los años setenta y que por generaciones trajo un cine diferente al que se exhibía comercialmente, primero en las ya también míticas –y extintas– salas de cine, como en los centros comerciales que acapararon el mercado y monopolizaron la exhibición de películas y lo que resultó peor, desterraron el cine arte e independiente a favor de las producciones hollywoodenses, lo que repercutió en una progresiva analfabetización audiovisual.

 

Las películas serán comentadas por parte del equipo de Krinégrago y mantendrá el tono que nos caracteriza de no ser una voz única ni pretender tener la verdad absoluta, sino promover la discusión argumentativa en torno al cine, a la imagen y su influencia en la sociedad.

 

El primer ciclo estará dedicado al cine japonés de la postguerra, específicamente analizaremos la representación de la mujer en este período cinematográfico del Japón, que experimentó un desarrollo marcado por la Segunda Guerra Mundial y que presentaría al mundo occidental directores que ya tenían una amplia trayectoria en su país, pero que eran desconocidos fuera del Japón. Directores que en algún momento se vieron influenciados por el cine, la literatura y el arte en general occidental, pero que mantuvieron conceptos orientales para trasladar sus historias al cine y que décadas después iban a influenciar a una gran cantidad de directores occidentales, transformando así la historia del cine. A continuación, pueden ver la programación:

 

Krinégrafo presenta: la mujer en el cine japonés clásico

 

 

2 de setiembre, 5 pm

Principios de verano (Yasujiro Ozu, 1951, 125’)

Cineforo con Alonso Aguilar

 

En el Tokio de la posguerra, los miembros de una familia convencional, les preocupa la soltería de Noriko, quien prefiere trabajar y divertirse con sus amigas, una actitud imprudente a la vista de la sociedad.

 

 

 

 

9 de setiembre, 5 pm

La vida de Oharu (Kenji Mizoguchi, 1952, 128’)

Cineforo con Yoshua Oviedo

 

Narra la dura vida de Oharu, una mujer sometida a los convencionalismos de la sociedad feudal en el Japón del siglo XVII.

 

 

 

 

 

16 de setiembre, 5 pm

Cuando una mujer sube la escalera (Mikio Naruse, 1960, 111’)

Cineforo con Yoshua Oviedo

 

Keiko acaba de quedarse viuda y tiene que valerse por sí misma. Encuentra un empleo como anfitriona en un local de Tokio, pero se niega a relacionarse con los ricos clientes de la casa.

 

 

 

 

23 de setiembre, 5 pm

La mujer insecto (Shohei Imamura, 1963, 123’)

Cineforo con Kattia Barrientos

 

Tomoe, una mujer de clase baja y abusada por su padrastro, decide dejar su pueblo natal. Pronto inicia una aventura con el jefe de una fábrica y finalmente termina prostituyéndose para sobrevivir.

 

 

 

 

 

30 de setiembre, 5 pm

La mujer de la arena (Hiroshi Teshigahara, 1964, 145’)

Cineforo con Alonso Aguilar

 

Un entomólogo en busca de insectos en un desierto de arena se ve de repente atrapado conviviendo con una mujer que vive sola en una vieja casa y con la que establecerá una extraña relación.

 

 

 

 

Todas las películas se presentarán en la Sala Garbo, la entrada para cada filme es de ₡2000 y se puede comprar media hora antes en la boletería.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *